jueves, 2 de diciembre de 2010

Un poema

Hoy me apetece colgaros un poema que escribí hace algún tiempo y que refleja exactamente muchas cosas que me persiguen últimamente. No es una gran obra, sólo son letras que se juntan para expresar los sentimientos que nos embargan en algunas ocasiones...


La Poesía se cierne sobre mí


Cuando las lágrimas no son de amor sino de rabia,
y la cabeza da vueltas al pensamiento sin cesar,
cuando los ecos del silencio giran su mirada al verme,
cuando mis dedos escriben poemas sin pensar.

Es cuando peor me siento
es cuando veo mi vida madurar.

Los dolores del alma ya no curan,
y el frío del infierno me envenena,
son los versos fatuos del ínfimo destino,
los que devuelven el sentido a esta estúpida novela.

Los que en la noche se escapan,
los que en el día golpean.

A veces el dolor nos llena de alegría,
a veces el martirio del alma, es un buen final,
sin embargo me duele el vacío desde dentro,
sin embargo no veo el principio al terminar.

No veo cuando suspiro
y no me veo al respirar.

La vida parece una barca a la deriva,
que en algún recóndito lugar se clavará en la arena,
pero los sentimientos naufragados de las personas son mucho más
que lodo, barro, luz, oscuridad o tormenta.

El clima cambia con mi pesar,
El temporal brama hundido en la espera.

Escapa, grita, corre y huye de mí,
porque en mi corazón únicamente habita ya la tempestad,
parezco dormida recitando sin sentido mil poemas,
mentiras son, pues ninguno alberga la verdad.

El amor es una farsa
Y yo solo un juglar.

Esta poeta que escribe al amor perdido,
no es más que una vil y cínica embustera,
llena amarillas páginas con cientos de versos encantados,
y no sabe del amor más que la cera de una vela.

Y busca torturar al corazón,
y así perderse en la tragedia.

Se despide de la Poesía la que escribe,
sin saber si a su alma algún día volverá a llamar,
la inspiración perdida que en esta noche de invierno,
como los fantasmas ha venido su sueño a perturbar.

Y me siento cual hoguera,
en la noche de San Juan

No hay comentarios: